sábado, 24 de junio de 2017

Mi marido es viajante. Representa al detergente Tu-Tú

«Después fui a buscarla a la mesa bajo las parras de moscatel.

—Te presento a mi marido —dijo ella.

—¿Cómo está usted? —Catalina me ha hablado mucho de ti. De cuando os conocisteis en el baile de estudiantes en Castellón. ¿Eres cantante?

—No, no. Soy un aficionado.

—Mi marido es viajante. Representa al detergente Tu-Tú —dijo la pelirroja Catalina».

Tranvía a la Malvarrosa

Manuel Vicent


Fábrica de Tu-Tú

Calle Pintor Maella

http://www.skyscrapercity.com/showthread.php?t=370996&page=953

viernes, 23 de junio de 2017

Bajo un manto de guirnaldas para que el cielo no vea

«Gloria a Dios en las alturas,
recogieron las basuras
de mi calle ayer a oscuras
y hoy sembrada de bombillas. 

Y colgaron de un cordel
de esquina a esquina un cartel
y banderas de papel
verdes, rojas y amarillas.

Y al darles el sol la espalda
revolotean las faldas
bajo un manto de guirnaldas
para que el cielo no vea,
en la noche de San Juan
cómo comparten su pan,
su tortilla (su mujer) y su gabán
gentes de cien mil raleas. 

Apurad
que allí os espero
si queréis venir,
pues cae la noche
y ya se van
nuestras miserias a dormir. 

Vamos subiendo la cuesta,
que arriba mi calle
se vistió de fiesta».

Fiesta

Joan Manuel Serrat


Festes de carrer. Carrer Escalante


Fiesta. Joan Manuel Serrat

jueves, 22 de junio de 2017

Y los apuntes de la Filosofía del Derecho

«Era la primera semana de junio. Yo traía un bañador de algodón con cordoncillo y los apuntes de la Filosofía del Derecho cuyo examen iba a suponer para mí el final de la carrera al día siguiente».

Tranvía a la Malvarrosa

Manuel Vicent


Claustro de la Universidad

Todocolección


miércoles, 21 de junio de 2017

Verano, ya me voy

«Verano, ya me voy,
y me dan pena
las manitas sumisas de tus tardes.

Llegas devotamente;
llegas viejo;
y ya no encontrarás en mi alma a nadie.

Verano, y pasarás por mis balcones
con gran rosario de amatistas y oros,
como un obispo triste que llegara
de lejos a buscar y bendecir
los rotos aros de unos muertos novios.

Verano, ya me voy.
Allá en septiembre
guardo una rosa que te encargo mucho;
la regarás de agua bendita todos
los días de pecado y de sepulcro.

Todo ha de ser ya tarde;
y tú no encontrarás en mi alma a nadie.

Ya no llores, Verano.
En aquel surco
muere una rosa que renace mucho.»

Verano

César Vallejo


La Semana Gráfica. 24 de agosto de 1929


Verano. Noel Nicola

martes, 20 de junio de 2017

Con el libro de siempre entre los dedos

«¡Viento! ¡oye!
¡espera! ¡no te vayas!
¿De parte de quién es? ¿Quién dijo eso?
Besos que yo esperé, tú me has dejado
en el ala dorada de mi pelo.

¡No te vayas! ¡alegra más mis flores!
Y sé, tú, viento amigo mensajero;
contéstale diciendo que me viste,
con el libro de siempre entre los dedos».

Gloria Fuertes

En mi jardín


En el jardín. 1931

Huerto del Santísimo

Vicente Martínez Sanz (con permiso expreso de la familia)

lunes, 19 de junio de 2017

Revolviendo en mi alma los recuerdos

«Sobre el césped los árboles me hablan
del divino poema del silencio.
La noche me sorprende sin sonrisas,
revolviendo en mi alma los recuerdos».

En mi jardín

Gloria Fuertes


Añoranza

Jardines de Monforte. 1935

Vicente Martínez Sanz (con permiso expreso de la familia)

domingo, 18 de junio de 2017

Corpus Christi s'anuncia per diverses resplendors...

«Corpus Christi s'anuncia
per diverses resplendors...
Clarianes de miracle
—el miracle de l'Amor—
irradia tota cosa,
així que ell abranda el món.

L'or encès de la ginesta
és un or molt amorós;
l'or del blat és més esquàlid,
més prometedor, però:
la rosella ja el corona
—flama densa d'un brandó
que ni el tràmpol no l'apaga,
ni l'apaga l'urc del sol—,
tot perquè s'alci un emblema
del Misteri de l'Amor.

Si mirem plana i campúria,
l'or del blat ens parla al cor;
si esguardem tossals i comes,
la ginesta, molt més fort;
si sotgem enlaire, enlaire,
l'or del cel ja ens ho diu tot.

Corpus Christi s'anuncia
per diverses resplendors...»

Camil Geis


1970

http://juanansoler.blogspot.com.es/

sábado, 17 de junio de 2017

Había un baile popular que se llamaba El Petardo

«En el barrio de Sagunto en Valencia había un baile popular que se llamaba El Petardo. Funcionaba dentro de un corralón al acercarse el verano y las mesas corridas estaban bajo un gran emparrado del que colgaban racimos de moscatel que también atraían a las avispas en la sesión de tarde».

Tranvía a la Malvarrosa

Manuel Vicent


Calle Sagunto. 1915

http://valenciablancoynegro.blogspot.com.es/2014/01/la-calle-sagunto.html

viernes, 16 de junio de 2017

Las luciérnagas del puente Aragón ya han aparecido

«—Marisa, las luciérnagas del puente Aragón ya han aparecido. Mañana iremos a bañarnos a la Malvarrosa. ¿Te parece?

—Me encantará —contestó Julieta».


Puente de Aragón

Todocolección

jueves, 15 de junio de 2017

En la calle Pelayo junto al trinquete de pelota

«Y además estaba el Ángel Blanco y el estilista Esparza y sobre todo el campeón Pizarro, ex novio de la China, que ante sus ojos mientras él se mataba a costalazos en la lona ella en primera fila me pasaba bocadillos de calamares que había comprado en Los Tanques, especialidad de la casa, en la calle Pelayo junto al trinquete de pelota».

Tranvía a la Malvarrosa

Manuel Vicent


Trinquete Pelayo. 1957

http://www.lasprovincias.es/

miércoles, 14 de junio de 2017

La sonrisa sádica de Blasco

«A veces la China me llevaba a la lucha libre en la plaza de toros y me emocionaba contemplando en medio de gritos y escupitajos en los cogotes de enfrente el tirabuzón de Stan Karoli, el testarazo mortal de Tarrés Cabeza de Hierro, la corbata de Lambán, la sonrisa sádica de Blasco acentuada por su diente de oro, la capucha de Tupac Amaru, experto en paralizar al contrario apretándole ciertos tendones».

Tranvía a la Malvarrosa

Manuel Vicent


Rafael Blasco

Vicente Company

martes, 13 de junio de 2017

Aparecían de noche las luciérnagas bajo los arcos del puente de Aragón

«Cuando se acercaba el verano aparecían de noche las luciérnagas bajo los arcos del puente de Aragón. A veces la cola de hambrientos llegaba hasta el pretil. Allí se establecían varias hileras de prostitutas apoyadas en las pilastras que cobraban un duro por ofrecerse mientras duraba una cerilla encendida. Eran el símbolo del amor efímero en la oscuridad aquellas luces intermitentes que se apagaban y se encendían y por un instante iluminaban unos muslos blancos y un vástago de carne y luego desaparecían con un gemido».

Manuel Vicent

Tranvía a la Malvarrosa


Puente de Aragón

Todocolección

lunes, 12 de junio de 2017

Hallara la muerte dentro del rosal

«Dentro del vergel moriré.
Dentro del rosal matar me han.
Yo me iba, mi madre, las rosas coger,
hallara la muerte dentro del vergel.

Yo me iba, mi madre,
las rosas cortar,
hallara la muerte
dentro del rosal.

Dentro del vergel moriré,
dentro del rosal,
matar me han».

Teoría y juego del duende (conferencia 1933)

Federico García Lorca



Claro de luna

Huerto del Santísimo. 1932

Vicente Martínez Sanz (con permiso expreso de la familia)

domingo, 11 de junio de 2017

Con un sombrerito de paja y una cinta roja

«Esta última primavera todavía vi cruzar a Marisa en el tranvía 8 por la Alameda; y también viajaba al final de mayo de nuevo en el tranvía de la Malvarrosa con un sombrerito de paja y una cinta roja junto a la ventanilla».

Tranvía a la Malvarrosa

Manuel Vicent




Tranvía nº 8 por la Alameda

http://caminosdeferro.blogspot.com.es/


sábado, 10 de junio de 2017

Entre pomells de lliris blaus

«Tot riu entorn: va l’aigua cristal·lina
corrent entre pomells de lliris blaus,
sorolla dolçament la mar veïna,
mouen els arbres ventijols suaus;
i si el fillet dormit a la mamella
mira l’esposa i calla, ou a lo lluny
llarga cançó de l’home, que la rella
enfonsa ab valent puny».

La barraca (fragment)

Teodor Llorente


La Semana Gráfica. 20 de julio de 1929

viernes, 9 de junio de 2017

Eso es escándalo público

«—¿Qué hacían ustedes?

—Nada. Besarnos.

—Eso es escándalo público.

—Allí no había nadie.

—¿Nadie? Estaba el capitán general de la Tercera Región Militar. ¿Les parece poco?

—Nosotros sólo veíamos el mar.

—Se han besado delante del capitán general.

—Esta noche van a dormir en el calabozo —zanjó la cuestión el guardia civil dando un manotazo sobre la carpeta de hule».

Tranvía a la Malvarrosa

Manuel Vicent



Todocolección

jueves, 8 de junio de 2017

El eterno trapecista miserable

«Soy el aprendiz de organillero;
el eterno trapecista miserable,
de esa función de circo provinciano,
nadie quiere comprar la entrada».

El aprendiz de organillero (fragmento)

Marietta Morales Rodríguez


Valencia. 1950

https://www.ebay.fr/

miércoles, 7 de junio de 2017

En la Plaja de la Malvarrosa té ara casa el afamat escriptor

«En la partida que ara·s nomena Plaja de la Malvarrosa, per les plantacions d’esta odorífera planta, que féu un agricultor francés, tenien mos pares una alqueria y un hort, y allí solíem passar la temporada d’estiu. El molí y la ermiteta de Vera encara existixen; lo que no sé jo és si la memòria que guarde d’ells, poetisada per la imaginació y per lo transcurs del temps, serà prou exacta.

En la Plaja de la Malvarrosa té ara casa el afamat escriptor y home polítich Vicent Blasco Ibáñez. En ella passa llargues temporades y allí escriu ses noveles tan anomenades.»

Teodor Llorente


La Malvarrosa a principios del siglo XX

A la izquierda la fábrica de alcohol y el chalet de Blasco Ibáñez


martes, 6 de junio de 2017

Del bolero que bailaba en Chacalay

«Amaba los momentos de plenitud que se derivaban del cigarrillo que fumaba en la terraza del Kansas City, del bolero que bailaba en Chacalay, del incienso tan puro del Patriarca que el canto del gregoriano esparcía sobre el zócalo de azulejos, del acordeón que sonaba bajo los toldos y cañizos de los merenderos de la Malvarrosa».

Tranvía a la Malvarrosa

Manuel Vicent


Chacalay


Vicente Botella Soto

https://www.myheritage.es/


lunes, 5 de junio de 2017

Íbamos caminando los dos por la calle Ribera

«Íbamos caminando los dos por la calle Ribera y la chica, haciéndose la fina, se colgó de mi brazo como una señorita enamorada pero al entrar en la tasca los Toneles se encontró con que en la barra estaba el luchador Blasco mordiendo una albóndiga con el diente de oro. El hombre miró a la China de arriba abajo, muy mal encarado. Luego se fijó en mí.

- Corres mucho peligro yendo con ésta —me dijo. 

- No hagas caso —exclamó la China.

- ¿No sabes que esta chica tiene un novio que es campeón de Europa de lucha libre? 

- ¿Ah, sí? 

- Te puede romper un hueso sólo con mirarte. 

- Este muchacho es un amigo mío. Acaba de resucitar. Dejadlo tranquilo».

Tranvía a la Malvarrosa

Manuel Vicent


Calle Ribera. 1965

Todocolección

domingo, 4 de junio de 2017

El sereno era un hombre misterioso

«El sereno el domingo madrugaba.
Levantado a las siete de la tarde,
se iba a ver los colores al paseo.

Por la noche el sereno era distinto,
conocía a las putas por las piernas,
conocía a los chulos por el paso
y tenía un revólver pequeñito.

El sereno era pasto de la noche,
entendía de gritos de mujeres,
sabía si parían o gozaban
y reía o llamaba al cirujano.

El sereno era un hombre misterioso,
se afeitaba debajo de la luna
y fumaba cigarros prohibidos.

El sereno está preso,
pues le daba
por proteger a un coro de mendigos.»

El sereno 

Gloria Fuertes



Imprenta Casana. Valencia

Colección Bernardo Chuliá

Todocolección

sábado, 3 de junio de 2017

Una ración de caracoles en los Toneles

«Antes de llevarme a la cama, la China quiso que la invitara a una ración de caracoles en los Toneles».

Tranvía a la Malvarrosa

Manuel Vicent



Los Toneles

Subida por Pilar Martínez Olmos a VAHG

viernes, 2 de junio de 2017

El hombre del bigotito estaba metiendo mano a aquella chica

«En el tranvía de la Malvarrosa aquel día el hombre del bigotito estaba metiendo mano a aquella chica. Con un trabajo muy lento primero le tocaba un muslo. Luego se apartaba. Después recuperaba la posición un poco más arriba. Yo contemplaba su trabajo científico y veía que la mujer estaba inquieta pero el hombre insistía y aprovechando alguna embestida del tranvía ganaba una nueva cota hacia la meta. De pronto dijo la chica tranquilamente en voz muy alta: Ja té vosté la mà en la figa. I ara qué fem? Ya tiene usted la mano en el coño. ¿Y ahora qué hacemos?»

Tranvía a la Malvarrosa

Manuel Vicent



Foto Finezas

http://caminosdeferro.blogspot.com.es/


jueves, 1 de junio de 2017

La dona valenciana s'ha vestit de primavera

«Ay, dona, si me donares
una miqueta de tu,
per a portar-me la llum
a la foscor que m'habita.

Ay, dona, si tu vullgueres
vindre en mi i fer-me tu,
fer-me foc i fer-me fum,
no eixir mai de ma presència...

La dona valenciana s'ha vestit de primavera
i ha pres lo carrer i l'ha omplit de llum
en el soroll de la música, la festa i el fum
un any més, com tot lo món espera.

I yo la mire...
i somie...»

La dona valenciana (fragment)

Halloran




Mercedes y Pepita Martínez, hijas del fotógrafo

Vicente Martínez Sanz (con permiso expreso de la familia)


miércoles, 31 de mayo de 2017

Ni una voz, ni recuerdos, ni esperanza

«¡Jardín, jardín! ¿Qué tienes?
¡Tu soledad es tanta,
que no deja poesía a tu tristeza!
¡Llegando a ti, se muere la mirada!
Cementerio sin tumbas...
Ni una voz, ni recuerdos, ni esperanza.
¡Jardín sin jardinero!
¡Viejo jardín,
viejo jardín sin alma!»

El jardín gris

Manuel Machado



Huerto del Santísimo

Mercedes Martínez, hija del fotógrafo

Vicente Martínez Sanz (con permiso expreso de la familia)

martes, 30 de mayo de 2017

Y había olor de existencia

«Era una gran plaza abierta, y había olor de existencia.
Un olor a gran sol descubierto, a viento rizándolo,
un gran viento que sobre las cabezas pasaba su mano,
su gran mano que rozaba las frentes unidas y las reconfortaba».

En la plaza (fragmento)

Vicente Aleixandre


"¿Estarà vadà?"

Puestos de cerámicas en la Plaza Redonda. 1928

Vicente Martínez Sanz (con permiso expreso de la familia)


lunes, 29 de mayo de 2017

Ni puede aquella tener gusto en nada

«La pobreza envidiosa,
la riqueza de todos envidiada;
mas ésta no reposa
para ser conservada,
ni puede aquella tener gusto en nada».

Del mundo y su vanidad (fragmento)

Fray Luis de León


Palacio de Ripalda

Vicente Martínez Sanz (con permiso expreso de la familia)

domingo, 28 de mayo de 2017

Que s'ha vestit, com fa sempre, en els colors de son poble

«I la vida és un somriure
i la vida és la mirada,
i la vida se desperta
després d'estar oblidada
d'un hivern que ya no és,
d'un hivern que no la ama...
¡i aplega la primavera
amagada en la falda
de la dona valenciana
que s'ha vestit, com fa sempre,
en els colors de son poble,
en els colors de sa terra,
en la suavisada seda
que recobrix ses encants!»

La dona valenciana (fragment)

Halloran





Pepita y Mercedes Martínez, hijas del fotógrafo. 1923 

Vicente Martínez Sanz (con permiso expreso de la familia)

sábado, 27 de mayo de 2017

Algo de soñolencia resignada y amable

«La lluvia tiene un vago secreto de ternura,
algo de soñolencia resignada y amable,
una música humilde se despierta con ella
que hace vibrar el alma dormida del paisaje.

Es un besar azul que recibe la Tierra,
el mito primitivo que vuelve a realizarse.
El contacto ya frío de cielo y tierra viejos
con una mansedumbre de atardecer constante.

Es la aurora del fruto. La que nos trae las flores
y nos unge de espíritu santo de los mares.
La que derrama vida sobre las sementeras
y en el alma tristeza de lo que no se sabe.

La nostalgia terrible de una vida perdida,
el fatal sentimiento de haber nacido tarde,
o la ilusión inquieta de un mañana imposible
con la inquietud cercana del color de la carne.

El amor se despierta en el gris de su ritmo,
nuestro cielo interior tiene un triunfo de sangre,
pero nuestro optimismo se convierte en tristeza
al contemplar las gotas muertas en los cristales.

Y son las gotas: ojos de infinito que miran
al infinito blanco que les sirvió de madre.

Cada gota de lluvia tiembla en el cristal turbio
y le dejan divinas heridas de diamante.
Son poetas del agua que han visto y que meditan
lo que la muchedumbre de los ríos no sabe.

¡Oh lluvia silenciosa, sin tormentas ni vientos,
lluvia mansa y serena de esquila y luz suave,
lluvia buena y pacifica que eres la verdadera,
la que llorosa y triste sobre las cosas caes!

¡Oh lluvia franciscana que llevas a tus gotas
almas de fuentes claras y humildes manantiales!
Cuando sobre los campos desciendes lentamente
las rosas de mi pecho con tus sonidos abres.

El canto primitivo que dices al silencio
y la historia sonora que cuentas al ramaje
los comenta llorando mi corazón desierto
en un negro y profundo pentágrama sin clave.

Mi alma tiene tristeza de la lluvia serena,
tristeza resignada de cosa irrealizable,
tengo en el horizonte un lucero encendido
y el corazón me impide que corra a contemplarte.

¡Oh lluvia silenciosa que los árboles aman
y eres sobre el piano dulzura emocionante;
das al alma las mismas nieblas y resonancias
que pones en el alma dormida del paisaje!»

Lluvia

Federico García Lorca


Vista de la calle de la Paz en Valencia. 1922

Vicente Martínez Sanz (con permiso expreso de la familia)

viernes, 26 de mayo de 2017

Las campanas de los tranvías y los raíles que rechinaban

«Y después estaba el sudor y las campanas de los tranvías y los raíles que rechinaban dentro del bochorno del asfalto hervido».

Tranvía a la Malvarrosa

Manuel Vicent


Plaza de Tetuán

Todocolección

jueves, 25 de mayo de 2017

Soy sólo una mujer y ya es bastante

«Soy sólo una mujer y ya es bastante,
con tener una chiva, una tartana
un "bendito sea Dios" por la mañana
y un mico en el pescante.

Yo quisiera haber sido delineante,
o delirante Safo sensitiva
y heme, aquí,
que soy una perdida
entre tanto mangante.
Lo digo para todo el que me lea,
quise ser capitán, sin arma alguna,
depositar mis versos en la luna
y un astronauta me pisó la idea.

De PAZ por esos mundos quise ser traficante
-me detuvieron por la carretera¬
soy sólo una mujer, de cuerda entera,
soy sólo una mujer y ya es bastante».

Soy sólo una mujer

Gloria Fuertes



En la Feria de Muestras. 1946

Todocolección




miércoles, 24 de mayo de 2017

Al primer raig del sol obri la porta

«Baix la figuera, on los aucells de l’horta
canten festius l’albada matinal,
al primer raig del sol obri la porta
i als aires purs del cel lo finestral;
i com la mare cova a la niuada,
les amoroses ales estenent,
pobre trespol de palla ben lligada
la guarda d’un mal vent».

La barraca (fragment)

Teodor Llorente


Barraca valenciana

La Semana Gráfica. 23 de julio de 1927

martes, 23 de mayo de 2017

Dexadnos en nuestra ley

«La valenciana arrogancia
siempre ha tenido por punto
no olvidarse de Sagunto
y acordarse de Numancia.

Franceses idos a Francia,
dexadnos en nuestra ley,
que en tocando a Dios y al Rey,
a nuestras casas y hogares,
todos somos militares,
y formamos una grey».

Texto del pasquín que circulaba por Valencia los días previos al 23 de mayo de 1808


El crit del palleter

Joaquín Sorolla

Para saber más:




lunes, 22 de mayo de 2017

Hasta el amor que viene, vida mía

«Aunque es mayo marca diciembre frío
el calendario de mi alma.

Te escribo sin poner señas,
(sin más señas)
a tu apartamento que presiento.

Es hermoso esto de quererse sin conocerse,
así el primer día ya nos querremos mucho. 

Como tú, deseo el encuentro.
Hasta el amor que viene, vida mía».

Carta

Gloria Fuertes


En Viveros

Todocolección

domingo, 21 de mayo de 2017

Más que cantarte te han hecho la viñeta ciertos poetas sin agua

«Eres tan cursi hija
que no hay por dónde cogerte.
Hasta en febrero cuando estás desnuda eres cursi,
adornada de odas y vergeles no digamos.

Primavera,
más que cantarte te han hecho la viñeta ciertos poetas sin agua;
pero a pesar de todo te defiendo,
porque haces retoñar ese geranio,
que se me seca siempre en el invierno».

Primavera

Gloria Fuertes


El mercado de flores

José Benlliure y Gil

sábado, 20 de mayo de 2017

Era un niño que soñaba un caballo de cartón

«Era un niño que soñaba
un caballo de cartón.
Abrió los ojos el niño
y el caballito no vio.

Con un caballito blanco
el niño volvió a soñar;
y por la crin lo cogía…
¡Ahora no te escaparás!

Apenas lo hubo cogido,
el niño se despertó.
Tenía el puño cerrado.
¡El caballito voló!

Quedose el niño muy serio
pensando que no es verdad
un caballito soñado.
Y ya no volvió a soñar.

Pero el niño se hizo mozo
y el mozo tuvo un amor,
y a su amada le decía:
¿Tú eres de verdad o no?

Cuando el mozo se hizo viejo
pensaba: Todo es soñar,
el caballito soñado
y el caballo de verdad.

Y cuando vino la muerte,
el viejo a su corazón
preguntaba: ¿Tú eres sueño?
¡Quién sabe si despertó!»

Era un niño que soñaba

Antonio Machado


Fotógrafo minutero. La Marcelina

Todocolección


Era un niño que soñaba. Paco Ibáñez

viernes, 19 de mayo de 2017

En él reinaba Gracia Imperio

«Un estrato entero del alma lo ocupaba el sabor dulzón que emanaban las butacas raídas del teatro Ruzafa. En él reinaba Gracia Imperio, ella sola».

Tranvía a la Malvarrosa

Manuel Vicent


Fachada del Teatro Ruzafa

https://nicolasramospintado.wordpress.com/

jueves, 18 de mayo de 2017

¿Dónde están los niños?

«Constantes oleadas de silencio
donde canta el mar.
¿Dónde?, ¿dónde están los niños?»

Mar de invierno

Gloria Fuertes


Playa de Levante

Colección de Gerardo Paadín

http://www.mapama.gob.es/

miércoles, 17 de mayo de 2017

Con la eterna primavera de la vida y de los campos

«Dicen que no hablan las plantas, ni las fuentes, ni los pájaros,
Ni el onda con sus rumores, ni con su brillo los astros,
Lo dicen, pero no es cierto, pues siempre cuando yo paso,
De mí murmuran y exclaman:
—Ahí va la loca soñando
Con la eterna primavera de la vida y de los campos,
Y ya bien pronto, bien pronto, tendrá los cabellos canos,
Y ve temblando, aterida, que cubre la escarcha el prado.

—Hay canas en mi cabeza, hay en los prados escarcha,
Mas yo prosigo soñando, pobre, incurable sonámbula,
Con la eterna primavera de la vida que se apaga
Y la perenne frescura de los campos y las almas,
Aunque los unos se agostan y aunque las otras se abrasan.

Astros y fuentes y flores, no murmuréis de mis sueños,
Sin ellos, ¿cómo admiraros ni cómo vivir sin ellos?»

Dicen que no hablan las plantas

Rosalía de Castro


En la huerta

https://www.facebook.com/TorrentMemoriaHistoria/

martes, 16 de mayo de 2017

Bella, de finas manos y delgados pies

«Bella,
como en la piedra fresca
del manantial, el agua
abre un ancho relámpago de espuma,
así es la sonrisa en tu rostro,
bella.

Bella,
de finas manos y delgados pies
como un caballito de plata,
andando, flor del mundo,
así te veo,
bella.

Bella,
con un nido de cobre enmarañado
en tu cabeza, un nido
color de miel sombría
donde mi corazón arde y reposa,
bella.

Bella,
no te caben los ojos en la cara,
no te caben los ojos en la tierra.
Hay países, hay ríos
en tus ojos,
mi patria está en tus ojos,
yo camino por ellos,
ellos dan luz al mundo
por donde yo camino,
bella.

Bella,
tus senos son como dos panes hechos
de tierra cereal y luna de oro,
bella.

Bella,
tu cintura
la hizo mi brazo como un río cuando
pasó mil años por tu dulce cuerpo,
bella.

Bella,
no hay nada como tus caderas,
tal vez la tierra tiene
en algún sitio oculto
la curva y el aroma de tu cuerpo,
tal vez en algún sitio,
bella.

Bella, mi bella,
tu voz, tu piel, tus uñas
bella, mi bella,
tu ser, tu luz, tu sombra,
bella,
todo eso es mío, bella,
todo eso es mío, mía,
cuando andas o reposas,
cuando cantas o duermes,
cuando sufres o sueñas,
siempre,
cuando estás cerca o lejos,
siempre,
eres mía, mi bella,
siempre».

Bella

Pablo Neruda



Los Viveros

La Semana Gráfica. 20 de noviembre de 1926

lunes, 15 de mayo de 2017

Después de traspasar la brea del puerto llegaba desde el mar

«El aroma más delicado nacía de la sal que después de traspasar la brea del puerto llegaba desde el mar a la ciudad y dentro de ella se mezclaba con el desinfectante de los cines, con la margarina recalentada de la cafetería Hungaria, Lauria, Barrachina».

Tranvía a la Malvarrosa

Manuel Vicent


Puerto de Valencia

Todocolección

domingo, 14 de mayo de 2017

Salve, Mare dels bons valencians

«La pàtria valenciana
s'ampara baix ton mant.
¡Oh, Verge Subirana
de terres de LLevant!

La terra llevantina revíu en ta Capella
al fer-vos homenaje de pur i ver amor.
Puix sou la nostra Reyna, i vostra Image bella
pareix qu'està voltada de màgic resplandor.

La rosa perfumada, la mística açutcena,
lo seu verger formaren als peus de ton altar,
i fervorós en elles lo valencià t'ofrena
la devoció més santa que puga profesar.

En terres valencianes
la fe per vos no mor,
i vostra Image Santa
portem sempre en lo cor.

Salve, Reyna del cèl i la terra;
Salve, Verge dels Desamparats;
Salve, sempre adorada Patrona;
Salve, Mare dels bons valencians».

Himne de la Coronació

Letra: José María Juan Garcia 

Música: Luis Romeu 

1921


La Semana Gráfica. 11 de mayo de 1929

sábado, 13 de mayo de 2017

Esperaban que llegara el segundo domingo de mayo

«Al regresar a Valencia con la primavera cuajada ya fermentaba todo el asfalto y las chicas sólo esperaban que llegara el segundo domingo de mayo, fiesta de la Virgen de los Desamparados, para quitarse oficialmente la rebeca y quedar en manga corta con los senos apuntados».

Tranvía a la Malvarrosa

Manuel Vicent


Plaza de la Virgen

Festividad de la Virgen. 1958

Todocolección

viernes, 12 de mayo de 2017

Tus olas van, como mis pensamientos

«En ti estás todo, mar, y sin embargo,
¡qué sin ti estás, qué solo,
qué lejos, siempre, de ti mismo!
Abierto en mil heridas, cada instante,
cual mi frente,
tus olas van, como mis pensamientos,
y vienen, van y vienen,
besándose, apartándose,
en un eterno conocerse,
mar, y desconocerse.
Eres tú, y no lo sabes,
tu corazón te late y no lo siente...
¡Qué plenitud de soledad, mar sólo!»

Soledad

Juan Ramón Jiménez



Playa de Levante

Todocolección

jueves, 11 de mayo de 2017

Después del amor viene la soledad

«Ellos tienen razón
esa felicidad
al menos con mayúscula
no existe
ah pero si existiera con minúscula
seria semejante a nuestra breve
presoledad

después de la alegría viene la soledad
después de la plenitud viene la soledad
después del amor viene la soledad

ya se que es una pobre deformación
pero lo cierto es que en ese durable minuto
uno se siente
solo en el mundo

sin asideros
sin pretextos
sin abrazos
sin rencores
sin las cosas que unen o separan
y en es sola manera de estar solo
ni siquiera uno se apiada de uno mismo

los datos objetivos son como sigue

hay diez centímetros de silencio
entre tus manos y mis manos
una frontera de palabras no dichas
entre tus labios y mis labios
y algo que brilla así de triste
entre tus ojos y mis ojos

claro que la soledad no viene sola

si se mira por sobre el hombro mustio
de nuestras soledades
se vera un largo y compacto imposible
un sencillo respeto por terceros o cuartos
ese percance de ser buenagente

después de la alegría
después de la plenitud
después del amor
viene la soledad

conforme
pero
que vendrá después
de la soledad

a veces no me siento
tan solo
si imagino
mejor dicho si se
que mas allá de mi soledad
y de la tuya
otra vez estas vos
aunque sea preguntándote a solas
que vendrá después
de la soledad».

Soledad

Mario Benedetti



Camino de la soledad. La Alameda

Postales de Valencia

miércoles, 10 de mayo de 2017

Nos separan altos muros

«Nos separan altos muros
contra los que golpeo con ternura.
Los muros se van agrietando
y por esas tenues aberturas
nos comunicamos (burlando la guardia)
los días que nosotros mismos queremos».

Nos separan altos muros

Gloria Fuertes


Nuevo Mundo. 10 de junio de 1903

martes, 9 de mayo de 2017

Se comió dos bocadillos de blanco y negro

«Caía sobre Valencia un crepúsculo amoratado y todo el neón crepitaba en la cafetería Barrachina donde Bola primero se comió dos bocadillos de blanco y negro hechos con butifarra y longaniza».

Tranvía a la Malvarrosa

Manuel Vicent


Barrachina. 1973

http://juanansoler.blogspot.com.es/

lunes, 8 de mayo de 2017

Una arruga más una pluma menos

«"Recordar es morir",
dijo Vicente "el Aleixandre",
Aunque no recuerdes,
simplemente el hecho
de vivir es irse yendo.
A cada momento,
tienes una hora más y una hora menos
una desilusión más y un diente menos.-
Y ¬tú, pajarito dominguero,
Una arruga más
una pluma menos»

Recordar es morir

Gloria Fuertes


Calendario 1979

Todocolección


.

domingo, 7 de mayo de 2017

Porque te dolí más que una muela cuando me pariste. Vídeo

«Madre: no quieras que me lleven de las costas, abre las ventanas en la noche, de la luna. Mira: ¡vienen por allí los claros del río!… Diles que me dejen aquí, al pie de este hilo, encima de estas sombras de higueras, de sol, tranquilas, concurridas de canónigos a lo viudo, panzudos de arrope, con los cuales se confiesan abejas, rumorosas, largamente. Madre, madre: te amo. Porque te dolí más que una muela cuando me pariste. Porque las veces que tenía ganas de oler, me ponías en cuclillas con un gesto tuyo, sólo sabido por tu ojo de aquel lado. Porque cuando venía el doctor a verme enfermo tomabas, dolorosa, a tu blancura izquierda el pulso…Pero que me dejen…¡Es tan bello el vino con luna, bebido a medianoche de pechos sobre la sierra con rescoldos del mediodía! ¡Además! si me llevan no sabré que los ciegos no necesitan espejos porque, aunque no están con su imagen, valdría más hacerlos añicos a todos. Madre: que se callen, que se hagan evasivos todos por esos caminos de harina lacteada. Que no ahogen más navajas en mis ríos. Que me dejen, solo en las que cuelgo islas canarias de hierro en lluvia y cristal, aprender el arte de pescar estrellas; aunque nadie sepa que soy lunicultor. Madre: vuelvo grupas a la tierra oscura, de luces sin ventilación. Voy a coger el agua cerrada, no de llave, redonda de las cisternas. Llegaré a sus márgenes defendiéndome como pueda de la luz en filo. Por eso iré antes que cigarras raspen con lijas las horas… Madre, madre…¿me entiendes?».

Yo- la madre mìa

El clamor de la verdad

Orihuela. 2 de octubre de 1932

Miguel Hernández

video

sábado, 6 de mayo de 2017

Las manos de mi madre

«Manos las de mi madre, tan acariciadoras,
tan de seda, tan de ella, blancas y bienhechoras.
¡Sólo ellas son las santas, sólo ellas son las que aman,
las que todo prodigan y nada me reclaman!
¡Las que por aliviarme de dudas y querellas,
me sacan las espinas y se las clavan en ellas!

Para el ardor ingrato de recónditas penas,
no hay como la frescura de esas dos azucenas.
¡Ellas cuando la vida deja mis flores mustias
son dos milagros blancos apaciguando angustias!
Y cuando del destino me acosan las maldades,
son dos alas de paz sobre mis tempestades.

Ellas son las celestes; las milagrosas, ellas,
porque hacen que en mi sombra me florezcan estrellas.
Para el dolor, caricias; para el pesar, unción;
¡Son las únicas manos que tienen corazón!
(Rosal de rosas blancas de tersuras eternas:
aprended de blancuras en las manos maternas).

Yo que llevo en el alma las dudas escondidas,
cuando tengo las alas de la ilusión caídas,
¡Las manos maternales aquí en mi pecho son
como dos alas quietas sobre mi corazón!
¡Las manos de mi madre saben borrar tristezas!
¡Las manos de mi madre perfuman con terneza!».

Las manos de mi madre

Mario Benedetti


Las Arenas

Pinterest

viernes, 5 de mayo de 2017

Apagando rescoldos de incendios que en mí hubo

«Apagando rescoldos que vislumbro
A la lumbre de la luz del alba,
(de día no renacen
estoy tan ocupada).

Apagando rescoldos
de incendios que en mí hubo
me da la madrugada.
Al recordar, se encienden,
y no me queman nada.

(Si recuerdas amor con amor nuevo
de amianto es tu coraza).

Si la paras,
la espada no es espada.
Si la apagas,
la llama ya no es llama.
Pero ¿cómo pararla y apagarla?

Recordar es un fuego que me viste,
de bombero de guardia.»
Bombero de guardia

Gloria Fuertes



Incendio en el Penal de San Miguel de los Reyes. 19 de marzo de 1911

https://www.facebook.com/bomberosvlc/